Chetumal, entre las ciudadades fronterizas con mayor inflación en México

STAFF:Matrix Noticias/CanalMatrix HD/por: Redacción/Con informacion:  El Economista

CIUDAD DE MÉXICO.- Los niveles inflacionarios no ceden en las ciudades fronterizas que homologaron el Impuesto al Valor Agregado (IVA) de 11 a 16% en enero de este año por la reforma fiscal, de acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

La inflación anual promedio en el primer mes del 2014, cuando se observaron los primeros impactos de los cambios hacendarios aprobados por los legisladores, de ocho de las ciudades que ajustaron el impuesto y de las cuales el INEGI da detalles (Ciudad Acuña, Coahuila; Chetumal, Quintana Roo; Tijuana y Mexicali, en Baja California; Tapachula, Chiapas; La Paz, Baja California Sur, Ciudad Juárez, Chihuahua, y Matamoros, Tamaulipas), fue de 4.7%, cuando en las 46 urbes que el Instituto enlista fue de 4.3 por ciento.

Para marzo, estas ciudades se mantuvieron por arriba: el promedio fue de 4.2%, cuando en la muestra total fue 3.6 por ciento.

Aunque se detecta una desaceleración en la inflación de 0.5 puntos porcentuales en las urbes de la frontera, el efecto de la reforma fiscal se observa claramente en dichas regiones.

Al cierre del 2013, éstas promediaron una inflación de 3.3%, lo que les colocaba entre los últimos lugares de inflación en México. Salvo La Paz y Tapachula, las metrópolis fronterizas no estaban entre las 25 ciudades mexicanas con mayor inflación.

Ahora, a marzo del 2014, todas están dentro de este rango, salvo Matamoros, que se ubicó en la posición 27.

EMPRESARIOS QUIEREN CAMBIOS

El sector empresarial fronterizo ha señalado su descontento ante esta medida fiscal, que –dicen- afecta la competitividad de las empresas y el consumo.

Ante esta acción de gobierno, algunos empresarios de ciudades de Baja California y Quintana Roo, entre otros estados, están en proceso de buscar un amparo. La resolución de este instrumento es del ámbito de la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

De acuerdo con Gerardo Gutiérrez Candiani, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), existe una necesidad de realizar cambios a la reforma fiscal, que -asegura- obliga a las empresas a pagar más impuestos y desincentiva la inversión y el consumo.

Joel Ávila Aguilar, titular de la Secretaría de Promoción y Desarrollo Económico de Baja California Sur, alertó que el 2014 se presenta como un año complicado para las economías del norte a causa de la inflación.

Ésta afectará el consumo interno y el crecimiento económico, asegura; no obstante, el gobierno del estado apoya la reforma fiscal aprobada, pues -dice- terminará por beneficiarles con mayores ingresos fiscales desde la Federación.

Según el Banco de México, se estima que a nivel nacional la inflación no superará 4% este año.